Tema 14 – La competencia perfecta

Tema 14 – La competencia perfecta

1 INTRODUCCIÓN.

El hombre, desde tiempos remotos vive en colectividad y trabaja para satisfacer sus necesidades. Las personas necesitan alimento, vestido, etc, que compran con sus ingresos, pero éstos son insuficientes para conseguir todo lo deseado. Para satisfacer necesidades se consumen bienes, y definimos actividad económica como el conjunto de actividades destinadas a satisfacer las necesidades con bienes susceptibles de usos alternativos. Un bien es todo aquello que satisface, directa o indirectamente, deseos o necesidades. Hemos de distinguir:

1) Bienes económicos: son aquellos que son útiles, escasos y transferibles.

2) Bienes libres: aquellos de los que hay cantidad suficiente para todo el mundo.

Economía es la ciencia que estudia la manera en la que las sociedades utilizan los recursos escasos para producir y distribuir bienes entre personas y grupos sociales.

Para satisfacer las necesidades se consumen bienes, por tanto, definimos actividad económica como el conjunto de actividades destinadas a satisfacer las necesidades humanas con medios materiales externos, bienes, susceptibles de usos alternativos. El conjunto de actividades de producción, distribución y disfrute es lo que constituye la actividad económica. Esta actividad se basa en la utilización de factores de producción (TIERRA, TRABAJO Y CAPITAL), que son escasos, para la producción de bienes y servicios que cubren necesidades ilimitadas. Con el desarrollo económico surgen las necesidades secundarias, como decía la LEY DE SAY (toda oferta crea su propia demanda). Las empresas utilizan factores productivos de las familias (TIERRA, TRABAJO Y CAPITAL) y a cambio pagan rentas (alquileres, salarios, intereses). Esto ocurre en el MERCADO DE FACTORES. Con los factores las empresas crean bienes y servicios que colocan en el MERCADO DE BIENES Y SERVICIOS. Las empresas remuneran sus factores productivos, como trabajo, a través de los salarios, capital, a través de intereses o dividendos, tierra, a través de alquileres, etc. Con las rentas las familias gastan en bienes y servicios.

El problema económico por excelencia es la escasez y ésta surge porque las necesidades humanas son ilimitadas, mientras que los recursos económicos son limitados, y por tanto también los bienes que se obtienen a partir de los mismos lo son. Esto no es un problema tecnológico, sino de disparidad entre los deseos humanos y los medios disponibles para satisfacerlos.

En una Economía de Mercado como la nuestra, simplificando el proceso (no considerando el sector público y al resto del mundo), la asignación de recursos se puede representar con un esquema sencillo del SISTEMA ECONÓMICO: tenemos unidades productoras, o empresas, unidades de consumo o familias, intermediarios, como los financieros, de manera que se producen:

1) Flujos monetarios: las empresas remuneran sus factores productivos, como trabajo, a través de los salarios, capital, a través de intereses o dividendos, tierra, a través de alquileres, etc. Estos flujos son propiedad de las familias. Las familias también pagan por los productos y servicios que reciben de las empresas.

2) Flujos de bienes o físicos: las empresas producen bienes y prestan servicios para las familias, y a cambio de éstos. Las familias aportan factores productivos (en el mercado de factores).

Para satisfacer la demanda de bienes y servicios, las empresas recurren a la utilización de los factores de producción que tratan de combinar de la manera más eficiente y económica posible, para luego incorporarlos al proceso productivo y generar bienes. Dichos factores de producción tienen un coste y se pueden adquirir en el MERCADO DE FACTORES. Los empresarios pagarán más por los factores que les suponen una mayor productividad marginal (aporta más al producto por cada unidad de factor) y en función del valor del producto final.

Por tanto, las economías de mercados se basan en el funcionamiento del mercado, pero no todos los mercados tienen la misma estructura. En este tema desgranaremos el funcionamiento de los mercados que funcionan bajo un esquema teórico denominado COMPETENCIA PERFECTA, mercado en estado puro.

2 LOS SUPUESTOS DE LA COMPETENCIA PERFECTA.

2.1 Concepto y generalizaciones sobre el mercado.

La oferta y la demanda son las fuerzas que hacen que funcionen las economías de mercado. Determinan la cantidad producida de cada bien y el precio al que se vende. En la economía de mercado, los precios constituyen la guía del comportamiento de consumidores y vendedores, ya que transmiten señales a los agentes que intervienen en el mercado. Los demandantes desearán comprar al precio más barato posible de forma que el bien o servicio que estén adquiriendo satisfaga sus necesidades. Los oferentes desearán vender al precio más alto posible para maximizar los beneficios. En el momento en que los deseos de los consumidores coincidan con los de los vendedores decimos que el mercado ha alcanzado el EQUILIBRIO.

Para que exista un mercado no es necesaria la existencia de un lugar físico sino que simplemente basta con que existan un comprador y un vendedor de un bien, servicio o factor productivo. Las dos partes intentarán obtener la máxima satisfacción para lo cual deberán llegar a un acuerdo. El precio acordado se denomina precio de equilibrio y a este precio intercambian la cantidad de equilibrio.

Podemos definir mercado es un lugar físico, una institución o cualquier medio donde se realizan los intercambios entre los agentes económicos que han producido un bien y lo ofrecen, con los agentes económicos que desean ese bien y lo demandan.

2.2 Concepto y premisas de la competencia perfecta.

Existe COMPETENCIA PERFECTA cuando ningún productor puede influir en el precio del mercado, de forma que hay muchas empresas pequeñas, cada una de las cuales produce un bien idéntico y una cantidad demasiado pequeña como para influir en el precio del mercado. Cada vendedor controla en un grado insignificante el precio, ya que otros ofrecen productos similares. Tiene pocas razones para cobrar un precio inferior al vigente, y si cobra más, los compradores acudirán a otros. Asimismo, ningún comprador puede influir en su precio, por comprar una pequeña cantidad. En estas condiciones, cada productor se enfrenta a una curva de demanda totalmente horizontal (aunque la de la industria tenga pendiente negativa).

La Teoría de la Competencia Perfecta parte de las siguientes premisas:

2.2.1 Mercado atomizado.

Existen muchos compradores y vendedores y son pequeños en relación al mercado. La empresa podría alterar su cifra de producción y ventas sin que ello alterara el precio del producto. Esto garantiza que ninguna empresa puede influir significativamente por sí sola en la cantidad total ofrecida.

2.2.2 El producto es homogéneo o estandarizado.

Esto ocurre tanto en calidad como en diseño. El producto que vende cada empresa es sustitutivo perfecto del que venden las demás. Es una premisa un tanto utópica pero garantiza que los consumidores estarán tan satisfechos comprando el bien a un productor como a otro.

2.2.3 Las empresas son precio-aceptantes.

Las empresas consideran el dato del precio como un valor dado (fijado por el mercado). El productor cree que la cantidad a producir no alterará dicho precio. Esta premisa se relaciona bastante con la primera.

2.2.4 Hay plena libertad de entrada y salida en el mercado.

No existen obstáculos, económicos, legales para que las empresas entren o salgan del mercado. Además, los factores de producción (y sobre todo las mercancías) no suponen un impedimento en su compra y venta, de forma que los recursos pueden ser desplazados rápidamente y sin obstáculos. Garantiza que toda empresa que tenga un método de producción mejor podrá entrar en la industria y que las que pierdan dinero podrán salir si así lo desean.

2.2.5 Existe transparencia en el mercado.

Es decir, las empresas y los consumidores tienen información perfecta. De esta forma se pueden predecir el comportamiento del mercado. Los consumidores conocen la calidad de los productos, sus atributos, las empresas conocen las oportunidades y obstáculos de otros mercados, etc. Los compradores y vendedores conocen de forma perfecta los precios y cantidades a los que se están realizando las transacciones en el mercado y todos pueden participar en las mismas. Esto garantiza que los compradores son conscientes de los precios de todos los vendedores, todo vendedor que eleve el precio perderá a todos sus clientes. Si los compradores están bien informados, ninguna empresa puede cobrar más que las demás.

2.2.6 No existe discriminación.

Se vende y se compra al precio de mercado, sin descuentos ni tratos especiales.

2.2.7 Los vendedores actúan independientemente.

Los vendedores perfectamente competitivos no se reúnen para acordar el precio que cobrarán a la cantidad total que ofrecerán.

2.3 Características de la competencia perfecta.

1) El concepto de competencia perfecta es un ESQUEMA TEÓRICO que rara vez se cumple, pero que nos ayuda a predecir el comportamiento de ciertos mercados que se aproximan al modelo.

2) Cada empresa supone que el precio de mercado es independiente de su propio nivel de producción, por lo que la empresa sólo tiende a preocuparse de la cantidad que desea producir.

3) Cualquiera que sea la cantidad producida la empresa sólo venderá al precio vigente en el mercado.

4) La curva de demanda de la empresa es totalmente elástica (Elásticidad = µ), y por tanto horizontal, porque puede venderse lo que se desee al precio de mercado.

5) La curva de demanda de la industria tiene pendiente negativa, debido a que como el competidor perfecto constituye una parte tan insignificante, el segmento de la curva de demanda correspondiente a la empresa representa una parte diminuta de la curva de demanda del mercado.

3 FORMAS DE LA COMPETENCIA.

3.1 La rivalidad en el mercado.

Los mercados suelen estar compuestos por un número indeterminado de empresas, a veces similares, o a veces alguna o algunas de ellas tienen una posición de dominio o privilegio respecto al resto. Cuanto mayor es esa posición, menor es el GRADO DE RIVALIDAD el cual depende de:

CARACTERÍSTICA Y GRADO DE RIVALIDAD

Mayor número de competidores (el máximo es la COMPETENCIA PERFECTA)

+

Diferencias en las cuotas de mercado (por haber posiciones de dominio de algunos)

Tasa de crecimiento de mercado del producto (porque suelen beneficiarse más algunos)

Falta de diferenciación entre los productos (los productos tienden a ser homogéneos)

+

Capacidad de producción instalada grande con relación al mercado (barrera de entrada)

+

Alta proporción de costes fijos respecto a costes totales (supone una barrera de entrada)

+

Existencia de barreras de salida

+

El mejor indicador de rivalidad que hay es el grado de CONCENTRACIÓN que existe en las ventas de las mayores empresas.

3.2 Formas de la competencia.

Podemos hacer dos clasificaciones:

3.2.1 En función del número de oferentes y demandantes.

clip_image001 OFERTA

DEMANDA

MUCHOS

POCOS

UNO

MUCHOS

Competencia perfecta

Oligopolio de oferta

Monopolio de oferta

POCOS

Oligopolio de demanda

(Oligopsonio)

OLIGOPOLIO

Monopolio limitado de oferta

UNO

Monopolio de demanda

(monopsonio)

Oligopolio limitado de demanda

MONOPOLIO

1) El monopolio de oferta (monopolio de oferta, limitado o no): conocido normalmente como monopolio, en él existe un único oferente y muchos demandantes, por lo que el único vendedor domina en el mercado e impone los precios y las condiciones de las transacciones. Los precios son mucho más elevados que en los mercados de libre concurrencia.

2) Monopsonio o monopolio de demanda: existe un único demandante y una multitud de oferentes. Debido al dominio del demandante los precios son artificialmente bajos.

3) Oligopolio de oferta: u oligopolio a secas, hay pocos vendedores y muchos compradores. Los vendedores pueden ponerse de acuerdo para no competir entre ellos y hacer descender los precios. Los precios tienden a ser altos.

4) Oligopolio de demanda u oligopsonio: existen pocos demandantes, que pueden controlar el mercado, y muchos oferentes. Los precios tienden a ser bajos, ya que los demandantes suelen imponer sus condiciones.

3.2.2 En función de la diferenciación del producto y número de oferentes.

NÚMERO DE VENDEDORES

 

UNO

POCOS

MUCHOS

DIFERENCIACIÓN

Monopolio

Oligopolio diferenciado

Competencia monopolística

NO DIFERENCIACIÓN

Oligopolio puro

Competencia perfecta

1) Oligopolio diferenciado: hay pocos oferentes y muchos demandantes, y cada productor diferencia su producto. Los productos se diferencian vía marca, diseño, calidad, etc. La publicidad trata de fidelizar clientela y crear comportamientos marquistas.

2) Oligopolio puro: no hay diferenciación, ya que se trata de un producto muy homogéneo. El oligopolio se basa, sobre todo, en estrategias vía precios. Los oligopolistas tratan, muchas veces, de minorar sus costes para obtener más beneficios. En este tipo de mercados suelen haber guerras de precios y acuerdos de precios (cárteles).

3) Competencia monopolística: un tipo de competencia imperfecta en la que hay muchas empresas con productos diferenciados. Hay algunas que son las líderes y otras muchas que les siguen. La publicidad suele ser un factor importante y suelen llevarse a cabo estrategias de segmentación (que confiere cierto poder de mercado). Son fuentes de diferenciación: la localización, la calidad, la marca, la publicidad, el estilo o el diseño y el propio precio del producto que puede actuar como señal de calidad.

4) Monopolio: única empresa que ofrece un producto. El monopolio puede provenir de una regulación (como el caso de Telefónica en sus días), o bien de forma espontánea (eliminación de otros competidores o imposibilidad de entrar). Suelen existir amplias economías de escala que muchas veces permiten lo que se llaman monopolios naturales (que son situaciones en las que es más rentable una única empresa oferente que varias).

3.3 La competencia perfecta e imperfecta.

La competencia imperfecta es la tipología más común en los mercados reales. Cuando hay algún vendedor que puede controlar en alguna medida el precio estamos en un supuesto de este tipo. A este tipo de competidor se le llama imperfecto. Los competidores imperfectos tienen cierto margen de maniobra (diferente al de otros competidores). Todos los ejemplos expuestos en el anterior apartado son de COMPETENCIA IMPERFECTA, salvo la propia competencia perfecta.

Son causas de las imperfecciones en el mercado:

1) El patrón de costes, que puede llevar a economías de escala o a la ley de rendimientos decrecientes. Un claro ejemplo es el monopolio natural donde por el tipo de actividad se entran en rendimientos crecientes a escala.

2) Diferenciación del producto: cuando el tipo de actividad permite la misma. Puede ser diferenciación natural o artificial.

3) Restricciones legales: como las patentes, restricciones gubernamentales (ej: monopolios por licencia a servicios como el agua), aranceles o contingentes sobre productos extranjeros.

3.4 Cuadro resumen de tipos de competencia.

TIPO

nº oferentes

barr. entrada

tipo producto

influencia precio

curva demanda

C. Perfecta

Muchos

No hay

Homogéneos

ninguna

horizontal

C. Monop.

Muchos

No hay

Diferenciados

cierto control de precios

pendiente negativa y bastante elástica

Oligopolio

Pocos

En la práctica sí

De los dos tipos

bastante influencia

Pte. negativa y relativamente inelástica

Monopolio

Uno

Fuertes

Unico

total fijación

Pte. negativa y más inelástica

4 EL FUNCIONAMIENTO DEL MERCADO DE COMPETENCIA PERFECTA.

4.1 La curva de demanda de una empresa en competencia perfecta.

Como los productores no pueden influir en el precio, porque la posible variación de su output no tendría influencia en aquel, nos lleva a que el productor se enfrenta a una curva de demanda perfectamente elástica (horizontal). Sin embargo la curva de demanda del mercado es decreciente.

4.2 Ingresos.

1) Los ingresos totales resultan de multiplicar el precio por la cantidad de productos vendidos.

2) El ingreso medio es el ingreso total entre el número de productos vendidos, es decir, el ingreso medio es igual al precio del producto.

3) El ingreso marginal es la variación del ingreso total, resultante de vender una unidad más. Al derivar la función de ingreso total nos queda IMg = P.

clip_image002

La función de ingresos totales es una recta con pendiente positiva y que corta al origen. La función de ingresos marginales (también sirve para expresar los I*) es una recta horizontal que coincide en su corte con el eje de abcisas con el precio.

Todas las unidades se venden al mismo precio, luego el IMg = P.

4.3 La oferta competitiva.

A la hora de decidir la cantidad que se ofrecerá en el mercado de competencia perfecta, hemos de partir del hecho de que cada productor quiere MAXIMIZAR BENEFICIOS, de forma que la cantidad ofrecida debe guardar relación con los costes de producción. En condiciones de competencia perfecta, los productores maximizadores de beneficio eligen el NIVEL DE PRODUCCIÓN EN EL QUE CMG = P, porque siempre pueden obtener ingresos adicionales en la medida en el que el precio (que representa el IMg) sea mayor que el coste marginal de la última unidad.

El beneficio total alcanza su máximo cuando no es posible obtener más beneficios vendiendo unidades adicionales, de forma que la última unidad producida y vendida equilibra exactamente el ingreso marginal y el coste marginal.

4.4 Equilibrio a corto plazo en la empresa y en la industria.

4.4.1 Equilibrio y curva de oferta en la empresa.

¿En qué punto consigue la empresa maximizar su beneficio estando en competencia perfecta?

clip_image003

1) Cuando CMg < IMg, al incrementarse la producción de una unidad más, el incremento del ingreso total es mayor que el incremento del coste total, por lo que el beneficio aumentará y habrá aliciente para seguir produciendo/vendiendo.

2) Cuando CMg > IMg al incrementarse la producción en una unidad, el ingreso total se incrementa menos que el coste total, por lo que el beneficio disminuye y habrá que disminuir la producción.

3) El equilibrio está en CMg = IMg, en el nivel de producción q1, donde está el punto de equilibrio, ya que a la izquierda del mismo los beneficios están creciendo y a la derecha del mismo los beneficios disminuyen. En dicho punto se MAXIMIZA EL BENEFICIO.

El beneficio total está representado por el área rectangular marcada. El equilibrio matemático está en Bf= It – Ct. Para que sea máximo el beneficio, la primera derivada debe ser igual que cero

B = dBf/dQ = dI/dQ – dCt/dQ = IMg – CMg = 0; P – CMg = 0; P =IMg=CMg

clip_image004¿Cómo variará el output maximizador del beneficio a medida que cambie el precio?. La empresa maximizadora elige aquel nivel de producción en el que todas las unidades que se están produciendo tienen un CMg = P, por tanto alcanza su equilibrio en ese punto.

Si el precio de mercado es 40 €, la empresa observa que el nivel de producción correspondiente a su CMg es de 4.000 unidades, es decir, a ese precio la empresa quiere producir y vender 4.000 unidades. La empresa se encuentra en el punto de nivelación, donde los ingresos totales cubren exactamente los costes totales. Si el precio fuera de 60, la empresa en encontraría en el punto A, pero si produjera por error en B perdería los euros representados por el triángulo señalado (diferencia entre el precio y el coste marginal. Supongamos que se enfrenta a un precio de 35 €. A ese precio la empresa un coste marginal igual al precio, en el punto C, pero el precio es inferior al coste medio de producción. En esta situación la empresa trata de minimizar sus pérdidas. Cerrando perdería la totalidad de costes fijos, por lo tanto, la empresa continuaría produciendo porque perdería menos que si cerrara totalmente.

Por tanto, una empresa maximizadora de beneficio elegirá el nivel de producción en el que el coste marginal se iguala al precio, es decir, LA CURVA DE COSTE MARGINAL ES TAMBIÉN SU CURVA DE OFERTA.

4.4.2 La curva de oferta de la industria competitiva y el equilibrio de la industria a corto plazo.

Para hallarla se suma horizontalmente las curvas de oferta de los productores del mercado. El equilibrio se consigue cuando el precio iguala oferta y demanda, recordando que la curva de oferta es la suma de las curvas de costes marginales de las empresas. El precio de equilibrio es igual al CMg de cada empresa.

 
  clip_image005

Como en el corto plazo no todos los factores son variables, existen una serie de costes fijos. Cuando la empresa tiene que aceptar un precio bajo, tiene la opción de no producir nada en absoluto, perdiendo en ese caso sus costes fijos. Por tanto, ¿cuándo debe cerrarse una empresa?, cuando los precios bajan tanto que los ingresos totales son menores que los costes variables, porque en ese caso la empresa minimiza sus pérdidas cerrando. Esto ocurre en el punto de cierre o mínimo de explotación, donde P = IMg = CV*= CMg.

4.5 Equilibrio a largo plazo en la empresa y en la industria.

clip_image006

A largo plazo la empresa continuará ajustándose al precio de mercado, produciendo aquel output para el que P = CMg. Pero si el precio Po está por debajo del mínimo de CT* y permanece a ese nivel, obtendrá pérdidas como ya hemos visto y deseará retirarse de la industria.

Hemos de tener en cuenta que los costes incluyen los costes implícitos, es decir, la retribución del capital y otros riesgos. Por tanto, ante pérdidas no hablamos de pérdidas contables, porque se están recogiendo costes de oportunidad.

En el largo plazo la empresa continuará en la producción si el precio se iguala, al menos, con el coste total medio

Cuando abandonan algunas empresas, la oferta de la industria disminuye y la curva de oferta se deplaza hacia la izquierda arriba, aumentando el precio. Otras empresas seguirán la misma pauta hasta que todas las que permanezcan en la industria puedan cubrir sus costes totales como en el siguiente gráfico:

clip_image007clip_image008

clip_image009clip_image010

clip_image011clip_image012clip_image013clip_image014

clip_image015

clip_image016

Como vemos en la figura P = IMg = CMg = CT*. En ese punto los ingresos totales cubren tan solo los costes totales. Los ingresos totales vienen medidos por el área sombreada del dibujo. Si las empresas que están en equilibrio a corto plazo están obteniendo beneficios por encima de las ganancias disponibles en empleos alternativos para los recursos dedicados a la industria en cuestión, los beneficios atraerán nuevas inversiones, entrarán nuevas empresas o las que ya existen aumentarán de tamaño de planta o capacidad. Habrá más oferentes, la oferta será mayor, y la curva de oferta se desplazará hacia la derecha, haciendo descender el precio de equilibrio, haciendo descender el precio. Por ello, las empresas tendrán que ajustar su output al nuevo precio.

clip_image017clip_image018clip_image019

clip_image020

clip_image021clip_image022

clip_image023

clip_image024

clip_image025

clip_image026

Una vez haya disminuido el precio por la entrada de nuevas empresas caben tres posibilidades:

1) Puede ser que con el nuevo precio se sigan obteniendo beneficios, lo que provocará nuevas entradas, aumentando la oferta y disminuyendo el precio.

2) Pude que con el nuevo precio estén sufriendo pérdidas con lo que habrá empresas que saldrán, disminuirá la oferta, subirá el precio, …

3) Puede que el nuevo precio deje el beneficio nulo (beneficios normales), por lo que no entrarán ni saldrán empresas por falta de incentivos existiendo equilibrio a largo plazo.

En el equilibrio a largo plazo se da que P = CT* y en ese estado la industria ni se expansiona ni se contrae

clip_image027

Pero si las empresas están sujetas a economías de escala pueden reducir sus costes medios totales construyendo plantas mayores. Como al precio de mercado pueden vender cuanto deseen, siempre les parecerá que un incremento de la escala de operaciones incrementará sus beneficios, ya que el precio no disminuye pero sí sus costes medios. Por lo que para que exista equilibrio a largo plazo, una empresa ha de estar en un punto en que no sean asequibles las economías de escala no explotadas

En el gráfico se muestran los CT*LP y el CMg LP. También se muestran, para tres precios distintos, los costes correspondientes al corto plazo. En el precio más alto que surge del momento del tiempo más cercano al origen, tenemos que no estamos en equilibrio puesto que la empresa puede aumentar su planta y obtener beneficios, aumentando su output y disminuyendo los costes. Para el precio que procede de la situación de más a la derecha, la industria tampoco está en equilibrio a largo plazo ya que la empresa puede conseguir beneficios construyendo una planta menor. Sólo está en equilibrio en el precio del centro, ya que la empresa puede aumentar los beneficios al aumentar o disminuir el output.

4.5.1 La curva de oferta a largo plazo.

Cuando las pérdidas son menores que los costes fijos las empresas pueden seguir produciendo. Se alcanza el punto de cierre cuando las empresas ya no pueden cubrir sus costes variables, pero a largo plazo, como todos los costes son variables, las empresas sólo producen cuando el precio se halla en el punto de nivelación a largo plazo o por encima de él (mínimo de los CT*LP).

La condición de equilibrio a largo plazo de un mercado competitivo en el que la entrada y salida son libres es la siguiente: cuando la industria está formada por empresas competitivas que tienen curvas de costes idénticas y cuando éstas pueden entrar en ellas y abandonarlas libremente, la condición de equilibrio a largo plazo es cuando P = CMg = CT*LP (en el mínimo de este coste total medio a largo plazo). En este caso, la CURVA DE OFERTA SERÁ HORIZONTAL, suponiendo que los costes son constantes.

Pero la teoría dice que en industrias donde el volumen de factores comprado constituye una proporción significativa de todo el mercado de factores. En estos casos, un gran incremento de la producción suele ir acompañado de una subida significativa de los precios de los factores llevándonos entonces a una curva de oferta a largo plazo creciente (debido a deseconomías pecuniarias)

5 CONCLUSIÓN.

La Competencia Perfecta es una abstracción teórica que sirva para explicar una situación de mercado puro, pero existen otras formas de mercado tales como el oligopolio, monopolio, competencia imperfecta, más comunes que aquélla. Aún así, conviene entender el funcionamiento de ese hipotético mercado, para comprender mejor los mecanismos del mercado.