Evolución de las sibilantes castellanas siglos XY – XVII

Ensordecimiento de las sibilantes:

“x, g, j” para la prepalatal, fricativa, sorda /š/

“c+ e, i; ç, z” para la dental, africada, sorda /s/

“s” en todas sus variantes para la apicoalveolar, africada, sorda /s/

La prepalatal sorda se confunde con la apicoalveolar por proximidad articulatoria y pasa a mediopalatal y luego a velar /x/

La dental se hace interdental y fricativa por influjo meridional /O/

La apicoalveolar se hace fricativa por influjo meridional /s/

Estos fenómenos surgen en Andalucía Occidental y pasan a toda Andalucía, Cartagena, Canarias y América.

Las dentales africadas pasan a interdentales, fricativas confundiéndose todas sus grafías con las apicoalveolares.

Las prepalatales se ensordecen y toman la misma evolución que en la zona septentrional, es decir, pasa a /x/ con la posibilidad de pronunciarse con los alófonos pospalatal [y] o faríngeo [ h]

Primera fase: se ensordecen por influjo castellano de modo que si “C + e, i; Ç, S o Z” se pronunciaban como /O/ se daba el zezeo mientras que si se pronunciaban como apicoalveolar /s/ se producía el çeçeo

Segunda fase: desaparece la apicoalveolar de modo que queda un fonema, /O/ para “C + e, i; Ç, S y Z”. Si se pronunciaba como tal se daba el ceceo, pero si se daba con el alófono dental [ s] representante del seseo.

Publicado: agosto 25, 2016 por Santiago

Etiquetas: otros documentos lengua castellana y literatura